Crítica: "La momia"

 


Por Mayra L. Langle (@MayLob_)

La idea de Universal Studios de crear una saga para volver a traer a los grandes monstruos a las pantallas del mundo, es impresionante. Dark Universe promete mucho, pero no nos queda más remedio más que hablar en pasado cuando vemos la primera entrega, The Mummy.

Es difícil tener enfrente de ti, durante más de dos horas un producto, porque no es obra, al cual se le intenta buscar algo rescatable, algo que justifique el hecho de estar ahí, y no encontrar absolutamente nada. Es una película vacía, tan llena de nada que me es increíblemente difícil llamarla “película” cuando el guión es nulo, las actuaciones inexistentes, no sé ni en dónde se encuentra la narrativa, los efectos especiales resultan burdos, pero los cliches prevalecen.

Es un filme que engaña, se vendió como película de terror, comienza haciéndonos creer que es de acción, tiene salpicadas de risa que nos confunden y recursos de thriller que no sirven. Una combinación mal hecha, un pastiche sin pegamento que se va desmoronando con cada minuto que pasa, dejándonos sentados en la butaca del cine atónitos, y con una sensación más parecida a la tristeza que al enojo.

No es posible hacer una buena crítica a las actuaciones de Tom Cruise, Anabelle Wallis y Russel Crowe, a quienes hemos visto de lo que son capaces en infinidad de filmes, sí no existe un guión que sustente los personajes, que les de una personalidad específica y una fuerza intrínseca. No se ve ningún personaje en la pantalla grande, se ven a actores famosos perdidos en un set repitiendo diálogos sin sentidos e interactuando sin química alguna. Se aprecia a un Tom Cruise vendido, un Russell Crowe encerrado en un personaje sobrante y una Anabelle Wallis pobre, pero hermosa.

Invadida por CGI y efectos visuales nada impresionantes, mal pensados, mal realizados y terriblemente mal puestos, la película no tiene columna vertebral ni sostén, desde el principio hasta el final no hace otra cosa más que insultar a la historia con sus saltos de tiempo, malas referencias, pésima caracterización y nulo estudio de los usos, costumbres, leyendas, creencias, mitología, vestimentas y adornos de la sociedad egipcia.

Sin embargo, y viéndole el único punto positivo que se puede encontrar, es que The Mummy servirá como ejemplo de lo que no es una película de monstruos, de cómo una falta de guión hace que todo el tiempo el filme se tambalee y termine por desmoronarse, entregándonos una enorme tormenta de arena que desaparece casi tan rápido como tu dinero del boleto.

Y al final, sólo nos deja con una pregunta en la mente, ¿dónde estuvo todo el tiempo Alex Kurtzman? Pues su dirección está más petrificada que mis ojos después de ver lo que entrego para inaugurar lo que pudo haber sido la mejor idea en el mundo cinematográfico desde hace mucho tiempo: Dark Universe. La única maldición en la película la sufrió la idea misma al ser condenada a una pésima e innecesaria entrega cinematográfica.

Título: The Mummy.
Año: 2017.
Director: Alex Kurtzman
Calificación: .5/5

 

El hombre que vio...

Las hijas de Abril

Emma Suárez

Daniela Spalla